miércoles, 26 de noviembre de 2008

La causa y lo causado

¡Oh, antorcha del universo!
Anoche tu luz estaba ausente de nuestro círculo.
Di la verdad, ¿dónde estaba anoche la antorcha de tu rostro?
Mira nuestro corazón, que deseoso de verte
dejó de ser, pero no cesó en la búsqueda del Ser.
¿Dónde estaban anoche tu tienda, tu gente, tu tropa y tu luna?
¿Dónde tu reino en el cual, descubriéndose, se mostró tu hermosura?
Donde anoche te hallabas, se que hoy será lugar de tristeza.
como mi corazón, mezquita de tribulaciones.
Lamentándome vagué anoche sin tregua hasta el alba.
Sin dormir ni descanso, vi llegar la mañana.
Tú eres la luz y nosotros y el universo todos somos tu sombra.
¿Quién ha visto la luz separada de la sombra?
A veces ésta junto a ella se encuentra, a veces en ella se diluye.
A su lado es Dios, diluida en ella es la unión.
La sombra agarra fuertemente la luz con la mano de la búsqueda
para que, al reducirse, la luz de Dios atraiga a Dios.
Las razones de la separación y unión de sombra y luz
son infinitas y difíciles de explicar, aunque muchos apoyarán.
La luz es la causa y todo lo causado es su sombra;
sin causa solo existe Dios que de todo es la causa.
La causa y lo causado, uno para otro, son espejos.
El que no sea semejante al espejo, no verá el espejo.

Yalad ud-Din Rumi, siglo XIII

8 comentarios:

Elvira dijo...

¡Tú que la estrella sin cesar contemplas!
Durante el día, sea tu voz mi compañera.
¡Oh tú que el rayo en la vigilia velas!
Sea, pues, tu voz en la noche mi compañera.


Modificado de Ibn Arabî.

Alfonso dijo...

Gracias por invitarme a tu blog. Me gusta compartir el amor por el mar, la navegación, la historia y al astronomía :)

Armida Leticia dijo...

Gracias por invitarme a este lugar tan bello. Me quedo "filosofnado".

Saludos desde México.

Armida Leticia dijo...

Quise decir "filosofando", es que soy torpe con el teclado, perdón.

Silvia dijo...

Gracias por invitarme a tu blog. Y por regalarnos unas letras de Rumi.
Besos

La Dama de Abril dijo...

Salvando las distancias, un nuevo blog es como un nuevo hijo, porque tiene mucho de nosotros mismos.
Espero que éste sea al menos tan interesante como el anterior.
Gracias por invitarme a enrolarme en esta nueva aventura.Levo anclas y arrío velas. Me dejo guiar por tu viento.

Un beso.

JoseVi dijo...

¿un poema arabe del siglo XIII?

Santo dioooooooooooos que bueno me ha encantado tu blog nuevo.

Un fuerte abrazo por invitarme a visitarlo. Eres todo un poeta y un artista XD. Algun dia quisiera ser como tu, pues ya lo soy... pero me faltan unos años y tener hijos :) Debes ser un padre impresionante XD. Aprendere de ti.

Un fuerte abrazo

SOMMER dijo...

Pero bueno Jou, ¿quién carajo era Yalad Ud-Din Rumi?...